Pulsa "Enter" para saltar al contenido

La tragedia del Samsung Galaxy Note 7

Luego de que algunos ejemplares del Samsung Galaxy Note 7 incendiaran un hotel, un garaje y un automóvil, además de otros cientos de incidentes parecidos en el mundo, la compañía ha optado por detener la venta de ese modelo de Smartphone.
La empresa surcoreana además ha pedido a los usuarios del Galaxy Note 7 que apaguen y guarden el dispositivo, haciendo énfasis en que suspendan su uso inmediatamente, todo esto para evitar más accidentes, y de esta manera no exponer a los clientes a sufrir daños físicos y materiales.
La Comisión para la Seguridad de los Consumidores en Estados Unidos pidió a las personas que apagaran y dejaran de usar el Samsung Galaxy Note 7. Según señaló esta organización las baterías de  litio de estos dispositivos almacenan más energía de la que deberían, por esta razón se recalientan y estallan.
Ya se ha hecho una retirada oficial de estos dispositivos en las tiendas autorizadas, aunque las personas aún no saben si podrán reemplazar su móvil por uno nuevo de este mismo modelo. Según han reportado usuarios en las redes sociales, las tiendas de Samsung les ofrecen devolverles el dinero o cambiar el teléfono por otra versión de la compañía surcoreana.

La multinacional está trabajando para sustituir estos teléfonos por otros con baterías mejoradas, aunque puede ser un proceso lento pues Samsung ha vendido cientos de miles de ejemplares del Galaxy Note 7.